Las claves del Servicio de Estacionamiento Regulado de Madrid. Zona verde vs. Zona azul

12 julio 2010 · 151 comentarios

Conducir por Madrid ya es bastante complicado como para encima tener que estar investigando dónde, cuándo y cómo podemos aparcar. Desde que el SER (Servicio de Estacionamiento Regulado) coloreó los márgenes de las aceras de azul y verde han sido varias las personas que, llegadas desde otras ciudades, me han preguntado cómo funcionaba en Madrid el SER. Por eso me gustaría resumir en unas líneas los datos básicos, para que la información sea accesible y esté al alcance de todos quienes las necesiten.

Podemos encontrar dos tipos de plazas: las plazas azules, destinadas preferentemente a visitantes, y las plazas verdes, de prioridad para residentes, aunque también pueden ser utilizadas por los visitantes. Para no ser sancionado, quien aparque en cualquiera de estas zonas deberá abonar un importe, sacando un ticket de los parquímetros que se correspondan con el mismo color que la plaza donde hemos aparcado. Luego, lo colocaremos en una zona visible dentro de nuestro coche, ahí donde puedan verlo los controladores.

En las plazas azules, el tiempo máximo de aparcamiento es de dos horas, y en las plazas verdes de una hora. Si se nos va el santo al cielo y nos pasamos del tiempo que hemos “comprado”, mientras sea menos de una hora, podremos librarnos de la multa pagando un suplemento de 3 euros. En teoría, deberían pasar cuatro horas entre la hora de finalización del estacionamiento anterior que figure en el ticket correspondiente y un nuevo estacionamiento en el mismo barrio, pero lo cierto es que para los controladores resulta prácticamente imposible llevar este tipo de seguimiento.

El horario en el que está vigente el Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) es de lunes a viernes de 9 a 20 horas, sábados y mes de agosto de 9 a 15 horas.  La multa por estacionar sin ticket o por pasarse más de una hora en el tiempo contratado es de 90 euros, 60 euros por pronto-pago. Seguro que conocéis esa leyenda que dice que si eres de fuera de Madrid, las multas no llegan… bien, pues antes sí que era así pero hace tiempo que no escucho hablar del tema, por lo que yo no me fiaría mucho. Lo que sí puedo decir es que conozco gente a quien le han prescrito varias multas de este tipo.

Ya sabes, si vienes de visita a Madrid (o si eres de Madrid y vas de visita a otro barrio, que es que ahora con la “segregación” todos somos extraños si nos salimos de nuestra zona SER), puedes aparcar tanto en las zonas verdes como en las azules. Sin embargo, al ser estas últimas las destinadas preferentemente para no residentes, tienen más ventajas, como un precio inferior y la posibilidad de estacionar durante más tiempo. Podéis obtener más información o conocer los detalles en la web del Ayuntamiento de Madrid, Munimadrid.

Tarifas

Plazas azules:

Hasta 20 minutos (tarifa mínima): 0,25 euros

Media hora: 0,40 euros

Una hora: 1 euro

Hora y media: 1,55 euros

Dos horas: 2,55 euros

Plazas verdes:

Hasta 20 minutos (tarifa mínima): 0,50 euros

Media hora: 0,90 euros

Una hora: 1,80 euros

Distintivo de residentes mensual: 2,05 euros

Distintivo de residentes anual: 24,60 euros

Imagen: Flickr / Arkangel

151 Comentarios

Comenta!

Escribe tu Comentario debajo o haz un trackback desde tu web.